Especialistas en Cambio Climático y Desarrollo Sostenible visitaron nuestra Universidad | UCALP
Vida UCALP

Especialistas en Cambio Climático y Desarrollo Sostenible visitaron nuestra Universidad

En su paso por Argentina, visitó nuestra Universidad la Dra. María Alejandra Moreno García, Presidenta de la Sociedad Internacional de Cambio Climático y docente e investigadora de la Universidad de Zacatecas.

Lo hizo acompañada del Dr. José Jesús Muñoz Escobedo, colega y compañero de vida, también miembro del claustro de la universidad mexicana.

VIDA UCALP se reunió con ellos y con el Dr. Oscar Linzitto, Presidente de la Comisión Argentina de Cambio Climático y Desarrollo Sostenible, investigador y docente de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad Nacional de La Plata.

En dicho encuentro, pudimos dialogar acerca de varios aspectos relacionados con este tema tan importante y que se encuentra en agenda, sobre todo a partir de la fijación en 2015 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible consensuados en el marco de la Organización de las Naciones Unidas para los próximos 15 años.

VIDA UCALP (V. U.): Dra. Moreno, cuéntenos acerca del trabajo que han iniciado en la Universidad de Zacatecas y continúan realizando en otras universidades para adaptar los currículos e incorporar contenidos vinculados al desarrollo sostenible y al cuidado de la casa común.

Alejandra Moreno (A. M.): Dentro de lo que ha sido el proceso de la cultura ambiental, hay dos vertientes que son la gestión ambiental y la ambientalización de currículos. En lo que fueron los años de inicio de este siglo XXI, se trabajó básicamente en gestión ambiental, lo que es el manejo adecuado del agua, la energía, el manejo de residuos, tanto peligrosos como no peligrosos, áreas verdes…
En ese contexto, se manejó la gestión ambiental, y se vio que era un acercamiento en el cual se podía hacer esa actividad disciplinar en todas las áreas del conocimiento transversal y que precisamente impactara en una universidad sostenible. Pero con el paso de los primeros diez años, se vio que no es lo fundamental; que a pesar de poner, por ejemplo, los contenedores para orgánicos e inorgánicos, poner las lámparas ahorradoras, disminuir las descargas de los baños, esto no estaba dando una transformación en las conductas de las personas. Por lo tanto, se empezó a trabajar en la ambientalización de los currículos. Este término es sencillo, no implica que el profesor deba hacer una materia extra. Simplemente refiere a darse cuenta de cómo cada disciplina, cada actividad, cada materia de cada currículo están impactando en el medio ambiente.

V. U.: ¿Quiere decir que cualquier carrera puede ambientalizar sus currículos, no solo los vinculados a las ciencias naturales o biológicas?

A. M.: Claro, esta visión propone que cada uno de los programas tenga su visión ambiental. Y en esa visión ambiental, ir haciendo las acciones para dar un adecuado manejo dentro de lo que son las instituciones de educación superior. A su vez, esto va a impactar luego en la sociedad (lo que sería ya de una manera global), en el manejo adecuado del agua, la energía, las áreas verdes, los espacios libre de humo de tabaco e incluso también en el manejo de nuestro propio desarrollo sostenible. Esta formación universitaria debe ser transversal a todos los campos disciplinares, y esa formación de cultura ambiental y de transformación la tienen que tener desde el docente hasta el alumno, quien, a su vez, al egresar de su formación disciplinar, pueda llevar esa visión sostenible para que impacte cuando se vincule con la sociedad.

V. U.: Entonces aparece la responsabilidad social de la universidad y su vínculo con el Estado y la sociedad civil, ¿no es así?

A. M.: La universidad es el grupo de gente que va a dar esos procesos de transformación.
La universidad va a tener su vinculación con los alumnos y con la sociedad; somos ese vínculo y, a través de la visión de una universidad sostenida, podemos impactar en nuestro propio desarrollo sostenible y en el de la sociedad. Si no se da ese vínculo, este camino va a ser mucho más difícil.

V. U.: Como Universidad Católica, además, el compromiso al que nos llama el Papa Francisco a través de la encíclica Laudato Si’…

A. M.: Es verdad lo que dices. En el caso de la encíclica, es un documento fundamental en el cual, con un decálogo, nos dice de una manera muy accesible que tenemos una sola casa y, si no ponemos atención, esta casa toma un rumbo que nos lleva a las condiciones que, desafortunadamente, estamos viviendo en este momento. Son condiciones del cambio climático que están teniendo un impacto no solamente en la salud animal y de los vegetales, sino en nuestra propia salud.
En este contexto, tenemos la responsabilidad como institución de educar y trabajar por la salud del humano, animal y vegetal.

V. U.: Dr. Linzitto, cuéntenos acerca del Proyecto “Mundo Sano”.

Oscar Linzitto: Nosotros desde el año 2009 estamos propiciando “Mundo Sano”, un proyecto que incorpora todas estas ideas asociadas a la problemática del cambio climático, donde ya Naciones Unidas, asociada a la OMS y la OIT, establece una estrategia global en el cuidado del planeta, con un cambio de paradigma, es decir, el desarrollo de un nuevo ciudadano global. Este paradigma significa reeducar al soberano global y a las nuevas generaciones en función de sostener una conducta para el cuidado del ambiente, de forma integral, sin descuidar la situación del más necesitado. Integrar esos saberes en pos de una acción solidaria hacia el cuidado del planeta para las futuras generaciones. Existe un grupo, del cual participo activamente, para integrar los saberes de la encíclica papal Laudato Si’, en el tema de la salud ambiental; es una obra maravillosa que atraviesa todas las religiones. No hay una cuestión religiosa en el tema del cuidado de la salud planetaria. Entonces hay que rescatarlo y trabajarlo. Yo creo que la ciudad de La Plata tiene universidades públicas y privadas en donde se deben fortalecer los vínculos del trabajo en común.

V. U.: Doctor Muñoz Escobedo, su especialidad es la Microbiología. Cuéntenos acerca del impacto del cambio climático en el mundo microscópico.

José Muñoz Escobedo: A nivel microscópico, lo que nosotros no vemos de este tema es que está ocasionando múltiples problemas o patologías en cuanto a resistencias o emergencias de organismos con enfermedades que ya se consideraban superadas. Las infecciones cruzadas antes no se daban con tal frecuencia, pero ahora sí están ocurriendo, debido a este nuevo cambio climático. Y esto afectaría, fundamentalmente, a aquellas poblaciones más vulnerables; estoy hablando de niños, de ancianos o de personas con algún tipo de inmunosupresión. Ellos serían los primeros susceptibles de ser afectados por este tipo de microorganismos que, hasta cierto punto, pueden ser patógenos oportunistas o patógenos potenciales.

V. U.: Para cerrar este encuentro tan grato en el que hemos aprendido mucho, me gustaría que reflexionáramos juntos acerca de la importancia de la formación de profesionales comprometidos con su tiempo…

A. M.: En este tema, nadie queda al margen. Tenemos que tomar en cuenta lo económico, lo social y lo ambiental, y las universidades pueden aportar sustancialmente desde todas estas perspectivas y de manera integrada. En el caso de esta Universidad, que tiene preescolar y colegios primarios y secundarios, además, es fundamental que los más pequeñitos reciban esta formación integral, ya que son excelentes replicadores e incorporan rápidamente hábitos saludables. Después de todo, son los adultos del mañana.

De izq. a der.: Dr. Oscar Linzitto, Dra. M. Alejandra Moreno García, Dr. José Jesús Muñoz Escobedo.